domingo, 13 de enero de 2013

EL INVERSOR BUDISTA

La vida del inversor de bolsa que busca los dividendos crecientes, en empresas sólidas y bien diversificadas en el exterior se parece, con el mayor de los respetos por el símil a la de un budista.

Hay que abstraerse del ruido de los mercados, pacientemente esperar al mejor momento de cada momento. Tu cerebro te está pidiendo que entres, compra compulsivamente, por otro lado te llena de temores: se va a hundir todo, te vas a arruinar, eres un burro compras cuando más caro está y ahora toca liquidarlo todo con graves pérdidas.
Todo este perolo humeante de pensamientos negativos, hay que dejarlo ahí fuera.

En lugar de  lo dicho anteriormente: ideas claras, tranquilidad, objetivos concretos.  "Quiero comprar Santander porque cumple mis objetivos, no la tengo suficientemente representada en mi cartera y la veo a buen precio".    Cambiar al Santander por BME, TELEFONICA, REE, IBERDROLA, DURO, BBVA,........y sentaros en vuestra orilla.

Una historia del maestro:

Un día Buda pasaba a través de un bosque. Era un caluroso dia de verano y tenía mucha sed. Le dijo a Ananda, su principal discípulo:

-Ananda, regresa. Cuatro o cinco kilómetros más atrás hemos pasado por un pequeño arroyo. Tráeme un poco de agua. Llévate mi cuenco de mendicante. Tengo mucha sed y estoy cansado-. Había envejecido.

Ananda volvió hacia atrás, pero cuando llegó al arroyo, acababan de cruzarlo unas carretas tiradas por bueyes que habían enturbiado el agua de todo el arroyo. Las hojas muertas, que estaban reposando en el fondo, habían subido a la superficie; este agua ya no se podía beber; estaba demasiado sucia. Regresó con las manos vacías y dijo:

-Tendrás que esperar un poco. Iré por delante. He oído que a sólo cuatro o cinco kilómetros de aquí hay un gran río. Traeré el agua de allí.

Pero Buda insistió, dijo:

-Regresa y tráeme el agua de ese arroyo.

Ananda no podía entender la insistencia, pero si el Maestro lo dice, el discípulo tiene que obedecer. Viendo el absurdo de la situación -que de nuevo tiene que caminar cuatro o cinco kilómetros, y sabe que no vale la pena beber ese agua- él va. Cuando se está yendo, Buda le dice:

-Y no regreses si el agua sigue estando sucia. Si está sucia, siéntate en la orilla en silencio. No hagas nada, no te metas en el arroyo. Siéntate en la orilla en silencio y observa. Antes o después el agua volverá a aclararse, y entonces llena el cuenco y regresa.

Ananda volvió hasta allí. Buda tiene razón: el agua está casi clara, las hojas se han desplazado, el polvo se ha asentado. Pero todavía no está totalmente transparente, de modo que se sienta en la orilla observando cómo fluye el río.

Poco a poco, y finalmente, el agua se vuelve cristalina ... Entonces entiende por qué Buda había insistido tanto. Había un cierto mensaje en esto para él, y lo había entendido!!!

Rebosante de alegría, regresa bailando hasta Buda. Le entrega el agua y, postrado a sus pies, le da las gracias al Buda.

-¿Qué estás haciendo? –dice Buda- Soy yo el que debería darte las gracias por traerme el agua-.

Y Ananda le replica:

-No, soy yo! ahora puedo entender. Primero me enfadé; no lo demostré, pero estaba enfadado porque me pareció absurdo regresar. Pero ahora he entendido el mensaje. Esto es lo que en realidad necesito en este momento. Ahora puedo entender que con la mente ocurre lo mismo. Sentado en la orilla de ese pequeño arroyo, tomé consciencia de que era igual que mi mente. Si me meto en el arroyo lo volveré a ensuciar. Si me meto en la mente provocaré más ruido, empezarán a aparecer más problemas, a emerger más pensamientos, más quejas. Sentándome a un lado del arroyo he aprendido la técnica; ahora sé que debo mirar mi mente sin interferir en ella... Ahora me sentaré también a un lado de la mente, observándola con todos sus problemas, con todas sus suciedades y hojas muertas, con sus dolores y heridas, cons sus recuerdos y pensamientos, con sus deseos y aversiones... Me sentaré indiferente en la orilla y esperaré al momento en el que todo esté claro”.

9 comentarios:

  1. Buena enseñanza para todos.
    En este momento las aguas bajan turbias para los amantes del divid, por tanto, paciencia y esperar toca...
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me apunto a esa conclusión. Espero que nos dé una oportunidad para entrar. Sigue habiendo muy buenas empresas a precios razonables, pero despues de haber visto los precios de hace unos meses.....

      Eliminar
  2. Hola. He releído un 'post' tuyo publicado en Nochebuena en el que dijiste que el BBVA estaba en "subida libre" y te preguntabas si su cotización superaría los 7,60 €; ya está en 7,73 €. ¿Qué te parece?, ¿esperabas que llegase tan alto en poco tiempo?

    http://www.inversorbolsa.com/2012/12/dividendo-bbva-enero-2013.html

    Y estoy de acuerdo contigo y con E. Pérez en que ahora toca tener paciencia. A mí me alegra que la bolsa suba porque ello demuestra que hay inversores nacionales y extranjeros que confían en la economía española y que las empresas cotizadas dispondrán de más músculo financiero para inversiones y amortización de deuda, y en consecuencia mantendrán o ampliarán el dividendo.

    Compré en otoño unas CAF a 346 € con la intención de venderlas (su RPD entonces era del 3%) y ya han ganado 28 € (RPD de un 2,8%). Mi objetivo está en torno a los 400 €. Para sacarme unos 700 € que dedicar a aumentar la vaquería. Éste es ahora el único valor del que estoy pendiente... bueno, y de Telefónica, a ver si supera los 11 € y deja de darnos disgustos a los accionistas con la caída de la cotización, la supresión del dividendo y los fichajes y lujos de la alta dirección.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que no me esperaba una subida tan fuerte en BBVA ni en casi ninguna. Lo que pasó fue una entrada masiva de dinero en todo. Toca esperar, creo que habrá oportunidades.
      Lo de CAF si es para el corto plazo y ya estás en positivo, yo pondría un stop móvil que iría ajustando a medida que se fuera aproximando al precio objetivo. Hay un indicador muy bueno para ésto, el SAR.

      Eliminar
    2. Lo acabo de mirar, en estos momentos el SAR indica el stop en 355 y a medida que pasan los dias cada vez se acelera más, ajustándose si no continua la escalada, hasta que salta el stop

      Eliminar
  3. Perdona el offtopic:
    Para poder seguir leyendo este estupendo foro sin perder mucho tiempo, cuando pincho en publicidad lo hago con el botón derecho - "abrir vínculo en nueva pestaña".
    Supongo que valdrá igual que pinchar directamnete ¿no?
    Lo digo porque es mucho más cómodo el poder seguir leyendo mientras se abre la puble, pero quiero estar seguro, ya que tu trabajo en esta página merece muchos "pinchazos".
    Gracias por mantenerla.

    José.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José se agradece el comentario doblemente. Genera buenas vibraciones para seguir manteniéndola.
      Gracias a tí por pasarte por aquí.

      Eliminar
  4. José, ese tipo de "pinchazo" tiene el mismo efecto.
    Firma otro anónimo.

    ResponderEliminar
  5. A los hermanos en el dividendo, viene una semana interesante que puede servir de confirmación de todo lo subido hasta ahora o el inicio de una corrección despues de esta buena subida.
    Vamos a estar aquí para contarlo.

    Un dato: REE va a lanzar una emisión de bonos aprovechando los tipos tan bajos de los que disfrutamos en este momento. Es una muy buena noticia igual que todas las emisiones que hicieron nuestras empresas, sobresuscritas varias veces y la mayor parte del capital procedente del extranjero.

    Que dure.

    ResponderEliminar

¿DONDE ESTAMOS 2016?

¿DONDE ESTAMOS  2016?
CREO QUE "EN LA TELE DICEN..."